Lugares de la casa peligrosos para el bebe

Existen otras partes de la casa que también pueden entrañar un peligro para el bebé.
En las casas hay que tener sumo cuidado con las escaleras.
Es aconsejable protegerlas con barreras, para impedir el paso y la caída del pequeño.
Mientras el bebé es un recién nacido no debemos prestar demasiada atención a las puertas. Sin embargo, no ocurre lo mismo cuando el bebé ya gatea y crece.
Existe el peligro de que se pille los dedos o que se golpee contra ellas.
Las medidas que deben tomar los padres son las siguientes:
SITUACIÓN POSIBLES RIESGOS PRECAUCIONES
Puertas Golpes.
Pillarse los dedos o los miembros si  se cierra de golpe. Que el bebé salga de la casa directamente a la calle
Sujetar al bebé. Las puertas que no dan a la calle, sujetarlas para que no se cierren solas. Tener la puerta de la calle siempre cerrada, con un pestillo a prueba de bebés. No permitir que jueguen a golpear las puertas.
Escaleras Caídas cuando el bebé intenta subir o bajar Poner una barrera con pestillo, separando los distintos niveles
Trasteros y garajes: suelen estar llenas de cosas peligrosas para los bebés: Herramientas
Abono 
Máquina corta césped
Insecticidas  pesticidas
Ratoneras 
Gasolina 
Raticidas
¡Imnumerables!  Vigilar.
Poner un cerrojo.
No permitir que el bebé entre.
Máquina de coser Se puede atravesar un dedo con la aguja No dejarla abierta y conectada, si el bebé está cerca. Dejar el bebé en la trona o en el parque si se va a utilizar.